viernes, 13 de septiembre de 2013

El profesor, de John Katzenbach

Para terminar el verano decidí pillar un libro mas “light”, así que elegí al azar uno policíaco de los que tenía y le tocó a este. Su título original en inglés es What Comes Next, que tiene mucho más que ver con la trama que la arbitraria traducción al castellano. Su contraportada:
Adrian Thomas es un profesor universitario retirado al que acaban de diagnosticarle una demencia degenerativa que lo llevara pronto a la muerte. Ha dedicado toda su vida a estudiar los procesos de la mente y a transmitir a sus alumnos todo su conocimiento. Ahora jubilado viudo y enfermo cree que lo mejor que puede hacer es quitarse la vida. Pero al salir del consultorio del médico es testigo involuntario del secuestro de Jennifer Riggins una conflictiva adolescente de dieciséis años con un largo historial de huidas que desaparece sin dejar rastro dentro de una camioneta conducida por una mujer rubia. El profesor Thomas se debate entre poner fin a su vida y ser útil una ultima vez antes de morir. Decide ayudar a encontrar a Jennifer intentar darle la oportunidad de vivir su joven vida. Para eso debe sumergirse en el oscuro mundo de la pornografía en Internet un mundo perverso y criminal donde todo su saber académico se pone en juego y donde debe utilizar los pocos momentos de lucidez para avanzar en una investigación para la que hay muy poco tiempo. La nueva y esperada novela del autor de El psicoanalista, un best seller mundial.
La verdad es que con esta sinopsis debería haberlo dejado, pero me había prometido pillar un libro al azar. Bueno, al grano. El libro podría ser peor. La historia está contada de forma curiosa. El profesor se ha quedado solo. Su hermano, abogado de éxito se ha suicidado en una de sus tantas depresiones. Su hijo, corresponsal de guerra, ha muerto en Irak. Su mujer no lo pudo superar y tuvo un accidente de coche que la llevó a la tumba. ¿Por qué os cuento esto? Pues porque son estos tres personajes (fantasmas) con los que Adrián está hablando todo el rato y quienes le guían en sus pesquisas. Esa forma de contar parte de la historia es lo más curioso de la novela. Por otro lado está la odisea de la pobre Jennifer, que sin comerlo ni beberlo se ha convertido el la protagonista de la serie de internet “Número 5” que emiten desde una sospechosa web con un atractivo nombre: whatcomesnext.com (de ahí el título original de la novela). Las perrerías que le van haciendo nos las cuenta el autor con los ojos de los abonados a ese canal. La parte más floja de la novela es la historia de la detective que investiga el caso. Dado que es el típico best seller no puedo contar más sin reventar el argumento. Sólo decir que la novela es entretenida “y tal”, pero también se puede prescindir de ella y no pasa nada. Para estar tumbado en la arena (o en la cama) cumple más que bien su función.