jueves, 26 de julio de 2012

Ubik, de Philip K. Dick


Después de leerme el ladrillo de Límite decidí leer algo corto y pillé Ubik. La sugerencia me la dió José Antonio Pérez, el de mi mimesacojea.com. La novela es rara rara. En un hipotético futuro (que Dick coloca en 1992) puedes contactar con los muertos durante cierto tiempo. Todo gira alrededor de esta particularidad. Está catalogada por la crítica como una de las mejores novelas jamás escritas, y para ser de ciencia ficción eso es mucho. Parafraseando a Morpheo en Matrix, no puedo explicar de que va Ubik, hay que leerlo. No obstante os dejo dos links que os pueden convencer para leerlo (es muy corta) o no.
Contraportada: Glen Runciter está muerto. ¿O lo están todos los demás? Lo que es seguro es que alguien ha muerto en una explosión organizada por los competidores de Runciter. De hecho, sus empleados asisten a un funeral.
Pero durante el duelo comienzan a recibir mensajes desconcertantes, e incluso morbosos, de su jefe. Y el mundo a su alrededor comienza a desmoronarse de un modo que sugiere que a ellos tampoco les queda mucho tiempo. Esta mordaz comedia metafísica de muerte y salvación (que podrá llevar en un cómodo envase) es un tour de force de amenaza paranoica y comedia absurda, en la cual los muertos ofrecen consejos comerciales, compran su siguiente reencarnación y corren el riesgo continuo de volver a morir.